sábado, 22 de enero de 2011

cultivos de rosas

El cultivo de la rosa y desarrollo de brotes basales
Los brotes basales son tallos vigorosos que se desarrollan en la base de la planta; constituyen la estructura del rosal y determinan el potencial para producir flores, se desarrollan a partir de yemas axilares que se encuentran dentro de las escamas de las yemas ubicadas en la base de la planta. En general existen seis o siete yemas basales potenciales que son secundarias dentro de la yema utilizada en la propagación, en la mayoría de los casos solo las dos yemas inferiores entre las yemas potenciales producen brotes basales (Duys y Schouten, 2001).
Para que la brotación tenga lugar es necesario que las condiciones nutricionales, hídricas y ambientales a las que esté sometida la planta sean favorables (Van Der Berg, 1987). Se considera que una yema ha brotado cuando tiene una longitud de 10 milímetros y está en crecimiento constante.
La rosa es una planta exigente en oxígeno, una mala aireación del suelo o del sustrato produce una reducción en la producción por asfi xia de las raíces (Abad y Noguera, 2000).
La cantidad de hojas es un factor determinante para la producción de la rosa, y por esta razón el doblamiento de los tallos o “agobio” se ha convertido en parte esencial de la producción de esta flor durante los últimos años, ya que permite aumentar el área foliar.
Los tallos son una fábrica de crecimiento vegetal, debido a que en las hojas se forman azúcares a partir de CO
La cascarilla de arroz por su bajo costo es el sustrato más utilizado, posee una excelente aireación, pero su retención de agua es baja (Castrillón, 2000). La cascarilla de arroz son lemas, paleas y glumas del subproducto de la industria arrocera y se encuentra con alta disponibilidad en el país, en el mercado se puede conseguir en diferentes grados de tostado dependiendo del gusto del cultivador.
La cascarilla se considera un sustrato orgánico y reactivo por su pH entre 7,5 – 9,0 , debido a los óxidos derivados del proceso de quemado, valores a los cuales la disponibilidad de la mayoría de los elementos se ve afectada. Además, presenta poca capilaridad lo que afecta el movimiento horizontal del agua, cuyo movimiento dentro de la cascarilla quemada se da en sentido vertical (Pizano, 2000; Ramírez 2000).
Según Ramírez (2000), la cascarilla presenta unos inconvenientes ambientales que se deben analizar, debido a que se obtiene de quemas sin control a campo abierto originando emisiones atmosféricas, actualmente se desconoce su infl uencia sobre los suelos en donde se utiliza y el destino final del material cuando se convierte en un desecho.
La espuma termoexpandible (oasis), posee unas características ideales para el crecimiento de diferentes especies vegetales, tiene una capacidad de retención total de agua del 78%, sin embargo, posee una capacidad de aireación del 18%, considerada baja.
El oasis ha sido empleado en la propagación sexual y asexual de especies ornamentales, como el clavel,                                                     
                              

Resumen
E
n Colombia el cultivo de la rosa se ha desarrollado generalmente en suelo, sin embargo, la perdida de fertilidad, la incidencia de plagas y enfermedades radiculares, entre otras razones, ha llevado a los productores de fl ores a adoptar experiencias de países como Holanda y España, relacionadas con la utilización de sustratos para el desarrollo de este cultivo. Esta investigación tuvo como objetivo evaluar los sustratos de espuma termoexpandible (Oasis fl oral®) y cascarilla de arroz quemada, utilizados puros, en mezcla y en capas, en proporciones 3:1, 1:1 y 1:3 respectivamente, como medios de cultivo para el crecimiento y desarrollo del cultivo de la rosa. Se evaluaron diez tratamientos, entre los cuales estaba el sustrato compuesto por turba, y el efecto sobre seis variables, de las cuales tres arrojaron resultados con diferencias altamente signifi cativas (emisión de basales, productividad, longitud de tallo). Con la utilización de sustratos compuestos de oasis y cascarilla de arroz quemada en mezcla, se obtuvieron rendimientos (tallos/ha-año) más altos y mejor calidad de fl ores (longitud de tallo), de igual forma, la emisión de basales fue mayor para estos sustratos, comparado con los obtenidos utilizando el sustrato de turba. Los mejores resultados se obtuvieron cuando se uso la mezcla en proporciones (Oasis 75% - Cascarilla 25%, proporción 3:1). La mezcla de oasis y cascarilla, se presenta como una alternativa para ser utilizado como medio de cultivo para el cultivo de la rosa bajo invernadero, donde existan problemas limitantes de suelo que impidan o afecten el desarrollo del cultivo.   
2 y H2O, los cuales son utilizados por la planta para su desarrollo (Duys y Schouten, 2001). Materiales como turbas, fi bra de coco, perlita, escoria, cascarilla de arroz, puros o en mezcla fueron los primeros sustratos utilizados en Colombia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada